Cómo elegir una buena academia de inglés

Cuando tenemos que elegir una academia de inglés es posible que aparezcan una serie de dudas o problemas, puesto que la oferta para aprender este idioma es grande. Como nos comentan los expertos de onelanguageacademy.com, entre los usuarios la tendencia más importarte es guiarse por el precio, siendo un importante motivo para que tomemos una decisión en este sentido.

Profesores de inglés con titulación

Cuando se elige un profesor para aprender inglés, es importante que sea un buen profesor del idioma. El nativo que sea gestor de ventas o carpintero no tiene que ser un profesor de idiomas bueno. La contratación de estudiantes extranjeros, que no tengan mucha experiencia hace que bajen los costes y los precios sean más económicos, pero también se pierde calidad.

Los profesores titulados con experiencia y en el caso de que no sean nativos, deben contar con certificación de idioma C1 o C2. Deberás informarte sobre si el profesorado tiene formación continua.

Trayectoria profesional del centro

Hay que investigar antes de contratar con la academia de idiomas. Es bueno saber cuántos años lleva abierto, si está oficialmente reconocido como centro preparador oficinas de titulaciones, etc.

Certificación de nivel oficial

El certificado que se recibe después de acabar el curso es importante, pues será tu recurso en el que podrás demostrar que cuentas con un nivel u otro. Es de gran importancia seleccionar una academia que pueda prepararte para la obtención de certificados oficiales de instituciones reconocidas de forma internacional, caso de la Universidad de Cambridge.

Metodo

Seleccionar un método de enseñanza de inglés que pueda adaptarse al estilo de aprendizaje es fundamental para la obtención de buenos resultados. Seleccionar un centro que use unos métodos de enseñanza de inglés que pueda adaptarse a su estilo de aprendizaje fundamental para poder obtener resultados buenos.

Servicios de atención a los estudiantes

Hacer una buena elección de academia de inglés, además de comprobar si tutor o profesor hacen con frecuencia tutorías o si dan material complementario de manera habitual. De igual forma si existe alguna forma de comunicación directa con el centro, como sucede con las aplicaciones de mensajería. Lo mejor es que haya este tipo de comunicación directa entre padres y alumnos.

Tamaño de las aulas

Punto de gran importancia, pues una clase que esté medio vacía o demasiado llena puede llegar a afectar a la propia calidad de los cursos que se impartan.

En ocasiones muchos alumnos se preguntan las razones por las que no se abren grupos que no cumplirán los mínimos, o las razones por las que no se hacen excepciones y se incluye un alumno más en los grupos y esto es por motivos de calidad.

Cuando hay una clase que tiene menos de cinco alumnos, es más complicado hacer dinámicas de grupo y se reducen las posibilidades de intercambios de forma oral con naturalidad. En una clase que tenga más de 12 alumnos, es más difícil que el profesor pueda estar dedicando a casa uno de los alumnos esa atención que pueda merecerse. Lo mejor es tener clases entre 5 y 12 alumnos.

La instalación de la academia

Este punto puede parecer al principio no muy importante, pero cuando se aprende un idioma en confort tiene su importancia. Si se tiene calor o frío, la comodidad de la sala o de las sillas u otros aspectos, pueden hacer que sea más complicado el poder concentrarse en aprender.

Existe la posibilidad de usar ordenadores o que haya una biblioteca pueden ser puntos de lo más interesantes que valorar. De igual forma, que esté limpia, cuidada o que sean buenos materiales, cuidado o calidad de los materiales del centro dicen bastante sobre si la academia es profesional.

Toda academia te va a dar sin problemas de información sobre los aspectos y te va a facilitar en todo momento el conocer cómo va a ser tu estudio en inglés y si te vas a matricular o no. Lo mejor es siempre informarse y preguntar sin miedo antes de pensar en dónde vas a aprender inglés.

Una vez dicho esto, seguro que tienes un poco más claro cuáles son los puntos en los que debes de fijarte a la hora de elegir una academia de inglés de calidad. Estamos ante una elección donde es preferible tomarse un tiempo, pues de lo contrario podemos terminar teniendo errores a la hora de hacer esa elección.

Desde aquí te deseamos la mayor de las suertes en tu elección y no olvides que al final la calidad se paga, pues la formación de los profesores lo demanda y también es justo que sea recompensada.